El papel del farmacéutico en la gestión del paciente crónico

14/12/2017
El rol que juega el farmacéutico de la oficina de farmacia ha cambiado. El aspecto asistencial es ahora más importante que nunca en un momento en que el paciente está en el centro de todo proceso, y deja atrás el modelo basado, casi exclusivamente, en el medicamento.
El papel del farmacéutico en la gestión del paciente crónico

Este rol cobra especial relevancia en la gestión de pacientes crónicos con asma, diabetes, u obstrucción pulmonar crónica.

En este proceso asistencial, la relación entre farmacéutico y paciente se basa, en primer lugar, en un estudio de las necesidades de este último, en el diseño de un plan a medida, y finalmente en el seguimiento farmacoterapéutico para comprobar que el paciente sigue los consejos.

 

Nuevos servicios asistenciales

 

La implantación de nuevos servicios por parte de la comunidad farmacéutica puede ayudar a mejorar la calidad de vida de los pacientes crónicos. Es el caso de un proyecto creado por farmacéuticos del Reino Unido, Community Pharmacy Future (CPF), que ayuda los pacientes con enfermedades crónicas a usar sus medicamentos de manera efectiva, aumenta sus habilidades y confianza en la gestión de su salud, y aumenta su calidad de vida:

  • Servicio de Detección de Enfermedades Pulmonares Obstructivas Crónicas (EPOC). Dirigido a la identificación de pacientes con enfermedad pulmonar obstructiva crónica no diagnosticada (EPOC) para su detección temprana. Este servicio ha resultado positivo en la identificación de potenciales pacientes con EPOC que, de otra manera, podrían haber permanecido sin diagnosticar y evolucionar hacia estados de enfermedad graves.

Estos pacientes han realizado una evaluación de riesgos y una micro espirometría. Dependiendo del riesgo, han sido derivados al médico de cabecera o se les ha ofrecido consejos de salud.

  • Servicio de Apoyo a la Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC). El servicio ha tenido éxito en el apoyo a los pacientes con EPOC para sacar el máximo provecho de sus medicamentos a través de una mejor comprensión de su enfermedad y adherencia terapéutica. Después de una evaluación inicial completa, se abren una ficha de paciente y establece un plan de ayuda. En la revisión mensual, se observa la adherencia terapéutica y la medicación incluida en el plan de ayuda, así como si hay un deterioro en la disnea. En la revisión trimestral, se revisa la medicación y el uso/técnica del inhalador. En la revisión anual, se miden los resultados y se valoran las necesidades estacionales como la vacunación.
  • Servicio de Soporte a Cuatro o Más Medicamentos. Dirigido a pacientes mayores de 65 años que toman cuatro o más medicamentos. La adherencia es más problemática en pacientes con múltiples medicamentos. Este servicio también cuenta con planes de cuidados a pacientes mayores de 50 años que les ayudan a alcanzar sus metas de salud.

Se realiza una evaluación inicial de la medicación utilizando una herramienta de detección de prescripciones potencialmente inapropiadas en personas mayores para alertar al médico sobre tratamientos más adecuados. Posteriormente se realiza una evaluación para revisar la adherencia terapéutica y posibles cambios de medicación.

Para llevar a cabo una atención de calidad y un seguimiento adecuado de los pacientes crónicos, los farmacéuticos deben formar parte de un equipo multidisciplinar y compartir en todo momento la información disponible. Por tanto, es necesario establecer unas herramientas de comunicación entre todos los actores involucrados, como por ejemplo el sistema de recetas electrónicas, que posibilita la colaboración entre las oficinas de farmacia y los centros de atención primaria.
 

Pincha en este enlace para consultar la infografía sobre el papel del farmacéutico comunitario en el manejo de pacientes con enfermedad renal crónica.

 

Fuente:

The long-term vision for local pharmacy services. Disponible en: http://www.p3pharmacy.co.uk/the-long-term-vision-for-local-pharmacy-services

Contenido relacionado